El desesperado pedido de ayuda de los hijos de un iraní preso en Teherán al Papa Francisco

Andrea Bonzo

Los hijos de Ahmedraza Djalali piden que el Papa intervenga para la liberación de padre (Facebook)

El médico Amedraza Djalali fue detenido por el régimen teocrático desde hace 9 meses bajo la acusación de “colaborar con un país hostil”. Sus familiares y colegas piden su liberación, mientras él protesta con una huelga de hambre y dejó de tomar líquidos

Los hijos de Ahmadreza Djalali, el médico e investigador iraní detenido en Teherán acusado de ser un espía, hicieron un dramático llamado al Papa Francisco para que interceda por la liberación del padre.

"Francisco ayuda a mi padre a volver a casa. No lo dejes morir en la cárcel", escribieron en Facebook Amitis y Ariou, los hijos de 14 y 5 años de Djalali.

También piden a la gente tuitear mensajes en la cuenta oficial del Papa @pontifex_it, pidiendo la liberación del padre.

Djalali -investigador experto en medicina de los desastres que trabajaba en la Universitá del Piemonte Orientale, en Italia, y en la Libre Universidad de Bruselas, en Bélgica-fue detenido el pasado abril, durante un viaje para dar clases en la universidad de Teherán. 

Arrestado bajo la acusación de "colaborar con un país hostil" y por "haber actuado contra la seguridad nacional", según la respuesta -obtenida por Infobae– que el embajador iraní en Roma le dio a los parlamentarios italianos que pidieron explicaciones sobre el caso, está todavía detenido en la prisión de Evian, en la capital del país, sin poder defenderse (hace unos días le fue otra vez denegada la defensa de su abogado).

Ahmadreza Djalali con su esposa, Vida (Facebook)

Ahmadreza Djalali con su esposa, Vida (Facebook)

Djalali -así como su familia y todos los colegas que trabajaron con él-considera su detención injusta: por eso, y tras pasar varios meses aislado, sin poder defenderse y con rumores sobre su inminente ejecución, había comenzado una huelga de hambre.

Su caso salió a la luz recién el mes pasado, cuando la esposa denunció la situación del marido. Tras la denuncia de la mujer, la movilización de los colegas con el lanzamiento de una petición que recogió 220 mil firmas, una acción urgente lanzada por Amnistía Internacional y la atención de la prensa mundial, habían aumentado el optimismo sobre una posible solución positiva de la situación.

El propio Djalali, animado por el apoyo que le llegó de todas las partes del mundo, había suspendido la huelga de hambre; pero hace unos días, a falta de noticias por parte de las autoridades iraníes, retomó la protesta, dejando incluso de tomar líquidos y aumentando los temores por su salud. Mientras sigue concreta la posibilidad de una condena a muerte.

En tanto, además del llamado a Bergoglio, la hija mayor de Djalali, Amitis, le escribió una desgarradora carta al padre.

http://www.infobae.com/new-resizer/RzpYS74-RhPWnOmAhPkVZF7n6H0=/600x0/s3.amazonaws.com/arc-wordpress-client-uploads/infobae-wp/wp-content/uploads/2017/03/03042350/djalali-carta-hija.jpg?token=bar

"Pasaron once meses desde la última vez que te vi", comienza la misiva. "Hace un minuto vi tu cara sonriente y pienso por qué todo esto te está pasando a vos. Tengo miedo de perderte por esta injusticia".

La chica contó también que su hermano menor Ariou pidió como regalo de cumpleaños el regreso del padre: "Cuando está triste se pone en un rincón, llora y te llama. Cuando tocan el timbre o suena el teléfono, grita tu nombre", escribe Amitis. "Papá te quiero mucho y no voy a dejar nunca de creer que volverás a casa. Por favor no te rindas".

Fuente: Infobae

Las opiniones vertidas en este Portal son responsabilidad de quien las emite.
 Comparta este articulo con sus contactos:
 
Home