Si te olvidáramos Oh Historia...

por Elías Ventura

Cuando me piden que explique el porqué de lo intenso de mi pro-israelismo, comienzo diciendo que el factor que más ha gravitado en esta condición, es el conocimiento de la historia judía. Y de acuerdo a mi experiencia, puedo asegurar que la historia [no bíblica] no pareciera ser la asignatura preferida de los judíos, y por eso es que desgraciadamente, hemos tropezado una y otra vez con la misma piedra. Al tomar conciencia de que seguiríamos estrellándonos contra las mismas vallas de siempre, decidí a muy temprana edad abrazar el sionismo.

Luego-continúo explicándole a mi interlocutor- una de las primeras enseñanzas que se obtienen de su análisis, es que la historia del pueblo judío ha estado jalonada, desde su comienzo mismo, por períodos de tragedias, desgracias y sufrimiento, alternados con otros períodos que podríamos llamar de "bonanzas", donde se ha obtenido transitoriamente algo de paz y tranquilidad. ¿Y porqué hemos seguido tropezándonos? ¿Mala suerte? No. Yo pienso que nuestra falla ha estado justamente en no tomar en cuenta nuestra dilatada historia, y quizá esperar demasiado de un Mesías antropomorfo. Además, como los períodos históricos recién señalados, son de una extensión superior al de la expectativa de vida promedio de los protagonistas, ya en la tercera o cuarta generación de judíos en algún país determinado, éstos ya se han adaptado al nuevo lugar, no se acuerdan de la historia pasada, respiran paz , tranquilidad, y juran que esta buena situación perdurará ad-eternum. Bueno, desgraciadamente todos sabemos que nuestra historia ha sido muy diferente a lo esperado por esos hermanos.

Continuando con nuestro análisis, éste nos aconseja que una muy útil enseñanza de la historia judía es que, se debe internalizar muy profundamente la lacra de la judeo-fobia, mal llamada antisemitismo y que es tan antigua como la existencia misma del pueblo judío. Mientras otros pueblos también han tenido que atravesar por etapas trágicas -los judíos no tenemos el monopolio del sufrimiento-, ningún otro grupo humano ha sido tan permanente y consistentemente odiado por tantas naciones o religiones, y en casi todos los rincones de la tierra. Los judíos han sido torturados y asesinados en masa, y también han sido expulsados desde casi todos los países donde han residido.¿Y porqué pudo ocurrir esto? Yo creo que por ignorancia o negligencia histórica. Porque si hubiesen leído en su tiempo la historia de los judíos, se habrían enterado que nuestro pueblo fue expulsado de Inglaterra en 1290, de Francia en 1394, de Hungría en 1360, de Austria en 1421, de las ciudades alemanas, a través de los siglos 14 y 16, de Lituania en 1445 y 1495, de España en 1492, de Portugal en 1497; por otra parte, a los judíos no se les permitió vivir en Rusia entre el siglo 15 y hasta el año 1772. Y en la historia mas reciente, recordémonos que entre los años 1948 y 1967, todos los judíos que residían en Argelia, Egipto, Irak, Siria y Yemen, tuvieron que huir para salvar sus vidas.

Pero la culminación de esta judeo-fobia llegó con el holocausto nazi, un intento sistemático de eliminar a un pueblo completo. Y si en esa encrucijada histórica , no hubiese venido el Espíritu Mesiánico a insuflar su aliento a Herzl y a muchos otros iluminados , no habría renacido el estado de Israel. Y de haber sucedido tamaña desgracia, no nos es muy difícil imaginarnos la suerte que habríamos corrido los judíos aún no asesinados.

En este punto histórico es preciso que enfaticemos que en Europa, en el corazón de la Cristiandad y de la cultura occidental - Goethe, Schilling, Beethoven - casi todos los hombres, mujeres y niños nacidos judíos fueron asesinados de las formas más difíciles de imaginar.¿Y qué pasó con el resto del mundo? Prácticamente, nada. Porque con muy pocas excepciones la mayoría de los otros países, no pudieron o no quisieron ayudar a los judíos.

¿Qué por qué soy tan pro-israelí? Primero, porque habemos muchos judíos que pensamos que lo que nos ocurrió en Europa podría intentarse por alguno de los tantos criminales antisemitas que pululan por doquier, y porque estamos seguros que, de haber existido Israel en esa época aciaga, una gran cantidad de hermanos se habrían salvado.

Por eso, nuestro norte debe ser apoyar firmemente a Israel sin descuidar el repaso permanente de la historia y su transmisión a las nuevas generaciones. Algunos pensarán que quizá estoy dramatizando o haciendo volar mi imaginación. Les contesto que la actual "bonanza" se está resquebrajando. En el horizonte próximo se divisa que una gran parte de los mil y tantos millones de musulmanes, mas uno cuantos millones de neo-nazis y los incontables judeófobos consuetudinarios, todos ellos apoyados directa o indirectamente por los nuevos Hitlers que hoy se llaman Ahmanimejad, Chávez, Evo Morales, etc. están planificando su sagrada meta que es la eliminación de Israel y por ende completar el genocidio nazi.

Como creo que este artículo se está extendiendo mucho, y me es muy difícil sintetizar mas de dos mil años de historia, voy a terminar aconsejando a aquellos que no lo hayan hecho ya, repasar permanentemente un buen texto de historia del pueblo judío con la esperanza de que los sionistas seamos cada vez más y más.

Israel nació como la esperanza de un pueblo casi sin esperanzas, y gracias a D´s se ha fortalecido y se consolida cada vez más. Pero !Cuidado! SI TE OLVIDÁRAMOS OH HISTORIA.....

 

 

volver a página principal